14 de diciembre de 2014

Crónica de Forced Rejection, Sexaine y Slave, Sala Sierra (Collado Villalba, Madrid), 13/12/2014



La noche del sábado 13 de diciembre se concertó en la sala Sierra de Collado Villalba un concierto compuesto por Slave, un grupo de Valladolid que presentaba su primer y homónimo álbum; Sexaine, unos gaditanos que venían a interpretar su segundo disco PornRockAlipsis; y la banda local Forced Rejection, que eran los cabeza de cartel que presentaban su reciente segundo EP titulado Beyond This Path. De presentaciones iba la noche.

El evento supuestamente empezaba a las 21 horas, según rezaban los carteles, pero se dio un retraso de más de una hora en vistas a la escasa gente que había, que apenas igualaba el número de músicos que sumaban los tres grupos. Al final el momento de arranque no se pudo atrasar más y comenzó la actuación de Slave delante de unos pocos espectadores. Su mezcla de un heavy metal acusadamente deudor de clásicos como Iron Maiden o Judas Priest, con un estilo más hardrockero, sonó claro y definido, con una fuerza inversamente proporcional a la respuesta del público. Tocaron su único álbum de cabo a rabo, desde la intro hasta su última canción “Unbreakable”, ante la indiferencia y algún que otro cabeceo del público. Un directo que transcurrió sin pena ni gloria para los de Castilla y León.

Sexaine era una banda de hard rock de aires bastante calimocheros, con letras en español y melodías cómodas y resultonas. Intercalaron en su setlist temas tanto de su primer álbum ¿Eres adicto?, como “Caída libre”, “En llamas” o “A 120” (con el que cerraron el bolo), y del ya aludido PornRockAlipsis, como “Fuera de control” (con el que abrieron), “Dura y salvaje” o “Vilna”. A mí personalmente me aburrieron, a pesar de los esfuerzos del guitarrista solista, que fue todo un show con su subida a la barra de la sala, su descenso al público (propiciado, todo hay que decirlo, por una desafortunada caída que se llevó un cacho de las tablas del escenario) y su solo con el brazo puesto alrededor de la pierna de una incomodada espectadora. Todo esto, con menos de 30 personas viéndoles, evidentemente quedó un tanto excesivo. No obstante, el sonido se mantuvo óptimo.

Les tocó actuar a Forced Rejection a eso de las 00.30 por culpa de los retrasos ocasionados por la mala previsión de los organizadores del concierto (los propios Sexaine). Cabe decir que la mayor parte de este grupo de southern/groove/stoner metal venía de tocar en el concurridísimo Dimefest, cuya alta expectación quizá contribuyó a la escasa asistencia del evento, y que el contraste con el que se encontraron al volver del susodicho es digno de mención. Sin embargo, la aplastante contundencia de su directo no se vio mermada por este hecho, pues al ser la banda que atrajo la gran mayoría del público, su actuación tuvo una buena recepción, propiciada por su ambiente amistoso y el buen sonido del local. Tocaron, en orden, su mencionado EP Beyond This Path, seguido de una versión de “BBQ Nation” de Graveyard BBQ que contó con la colaboración de Santiago Carratalá, exbajista de la banda (o más bien bajista de la exbanda) MKR e íntimo amigo de Forced Rejection, para los que ya suplió al bajo en el Granito Rock de este año. La otra cover que tocaron fue “Stone the Crow” de Down, que también obtuvo una buena respuesta. Finalizaron su concierto con los temas de su primer EP, Made Of Pride, dejando el homónimo tema para el final, como acostumbran hacer en sus directos, en medio de pogos y headbangings. Sin duda fueron la clave de la noche.




Texto: Rafael Aritmendi López

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada