3 de mayo de 2016

Crónica del Viña Rock 2016, Villarrobledo (Albacete), 28, 29 y 30 de abril


https://www.flickr.com/photos/unlimitedrockmagazine/

Como seguidores de este evento ya ni sabemos la de veces que hemos hecho la maleta y nos hemos dirigido hacia la localidad albaceteña de Villarrobledo para poner nuestra tienda de campaña por tierras manchegas, pero como medio musical esta es la tercera vez que Unlimited Rock Magazine hace acto de presencia. Es cierto que año tras año muchos festivales terminan perdiendo la magia o la emoción de las primeras ediciones a las que uno asiste, pero Viña Rock es una de esas excepciones donde cada vez tienes una experiencia nueva y muchas aventuras que recordar para siempre. Este 2016 no iba a ser diferente.


Miércoles 27 de abril

Como ya es costumbre desde estos últimos años el día previo a la primera jornada oficial del festival se realiza la fiesta bienvenida que esta vez contó con bandas como Yeska, El Niño de la Hipoteca, Muyayo Rif, El Tío la Careta y Atupa. Seguramente otras veces ha contado con una mejor parrilla de bandas para abrir la fiesta viñarockera pero el ambiente ya era espectacular y el público reventaba la zona donde se realizaban estas actuaciones y la acampada estaba hasta los topes. Como siempre un gran acierto la fiesta de bienvenida, pero esto no había hecho nada más que comenzar.


Jueves 28 de abril

Para dar el pistoletazo oficial de salida al festival, nuestro primer grupo fueron Gritando en Silencio, como siempre geniales, pero tuvieron que afrontar un horario demasiado temprano que no les hace en nada justicia. No es la primera vez que les vemos ante esta situación, creo que ya les va tocando empezar a demostrar lo que saben hacer en unos horarios un poco más “dignos” donde la noche arrope a estos andaluces. Después de esta primera toma de contacto decidimos dar una vuelta por el recinto y ver la organización del festival y la localización de todos los escenarios.

https://www.flickr.com/photos/unlimitedrockmagazine/

Kaotiko simplemente saben hacer punk rock, ni más, ni menos, pero es que son de los mejores haciéndolo. Su último disco tiene unos sonidos más “pesados” y “metaleros” pero en directo la esencia es la misma de siempre, adrenalina, descontrol y sobre todo mucha diversión. “Otra Noche” uno de esos himnos ya inmortales, cerraba un gran concierto de los vascos. Decidimos tomar otro descanso porque la recta final de conciertos era verdaderamente demoledora con La Fuga, Non Servium, Berri Txarrak y unos cuantos más artistas de primerísimo nivel.

Los cántabros de Reinosa, La Fuga, parece que poco a poco van encarrilando de nuevo de manera correcta su trayectoria musical y las canciones míticas del grupo dejaron al respetable satisfecho como si el que hubiera estado cantando fuera Rulo, aunque quizá esto sean palabras demasiado exageradas para los más puretas. Los mostoleños Non Servium aunque tardaron en estar presentes en los grandes eventos, ya son unos fijos en prácticamente todas las citas de la Península Ibérica, de norte a sur y de este a oeste. Directo demoledor que no deja cabeza sobre cuerpo, clásicos y temas de su última referencia discográfica, simplemente imparables.

https://www.flickr.com/photos/unlimitedrockmagazine/

Berri Txarrak era uno de los principales platos fuertes del día y del festival. Sus trabajos discográficos son auténticas obras maestras pero el éxito de los navarros se forja en el estudio, pero sobre todo es en los directos donde se genera una atmósfera única. Seguramente la gran mayoría de fans de la banda no tenga ni puñetera idea de euskera pero ahí radica la gracia del grupo, que apasionan tanto en Andalucía como en Japón. Impecables e insuperables, uno de los grandes vencedores de la primera jornada del Viña.

Jugaban en casa, pero Angelus Apatrida se enfrentaba a esa misma hora a un hueso muy duro de roer. Los albaceteños pese a que no lograron reunir a una gran masa de público, siempre dan la talla con nota alta. Pero eran los Trashtucada y su ska fiestero los que estaban reventando el Viña Rock en esos momentos, un público numerosísimo que bailaba sin parar y es que no era para menos con canciones como “De festi? Vale”.

https://www.flickr.com/photos/unlimitedrockmagazine/

Unos que están ya más vistos que el jodido tebeo son Boikot, pero que nunca nos falten porque el día que ya no estén se les va a echar muchísimo en falta. Directo fiestero y directo con los himnos de toda la puta vida. La única pega que podemos buscarles es que, con la trompeta, el acordeón y el violín, por momentos parecen más una orquesta de fiesta de los pueblos pequeños que una banda de punk rock. Vendetta mantenía a muchos a base de bailoteos de ska, otros imprescindibles en los festivales de la península.


Viernes 29 de abril

Si la primera jornada nos dejó con muy poquitas fuerzas, nadie se puede imaginar lo dura que fue la segunda jornada de Viña Rock 2016, para ir directos al cementerio. Para ser sinceros, muy poquitas veces hemos asistido al primer concierto de apertura de jornada de un festival, pero el horario lo exigía. Disidencia, grupo que los años no ha tratado nada bien en lo que se refiere a posicionamiento y peso en los festivales, pero que para algunos de nosotros se nos eriza la piel escuchando sus temas, muy grandes, “anarquía y cerveza fría, sin más fronteras que las de la propia vida”. Otros que eran de asistencia obligatoria y, que tampoco se les ha tratado como se merecen en los festivales, eran los Envidia Kotxina, dejaron un gran sabor de boca y parece que tristemente van a dejar los escenarios, suerte a estos fenómenos.

https://www.flickr.com/photos/unlimitedrockmagazine/

Es de lo más normal que en un festival y Viña Rock es especialista en eso, te coincidan dos grupos a los que quieres ver. En estas situaciones no te queda otra que sacrificar una de las actuaciones o verlas a medias. El problema grave viene cuando quieres ver a tres grupos que actúan al mismo tiempo. Eso hicimos, repartir tres conciertos para menos de una hora, fue difícil, pero nos quedamos con la esencia. Aspencat de la escuela valenciana, es una formación totalmente en ascenso y que por el momento están lejos de tocar techo y se suman como referencia musical a los Obrint Pas, La Gossa Sorda, La Raíz, etc. Desakato ya son el presente del rock estatal y tienen la papeleta de seguir así y demostrar que, pese a las adversidades, su vida es el rock y cuando ya no estén los Boikot, Reincidentes, Gatillazo, etc., de turno, ellos deben coger el trono. Los catalanes Crisix quizá no estaban en un terreno demasiado favorable, pero mostraron que son la vanguardia del metal ibérico y europeo, apostamos todo por ellos.

https://www.flickr.com/photos/unlimitedrockmagazine/

Los Porretas, otra de esas bandas por las cuales no entenderíamos un festival sin su presencia, pasan los años pero “Marihuana”, “El Abuelo fue Picaor”, “Jodido Futuro”, “Si lo sé me meo”… ya son la banda sonora de varias generaciones y que lo sigan siendo para las próximas. Saratoga cumplieron las expectativas de sus seguidores más fieles y justificaron su presencia en el festival. Llegaba la lluvia más o menos intensa pero no pudo parar las ganas del público de ver a los sevillanos Reincidentes, como siempre presentando lucha en el campo de batalla, otra joya del rock estatal.

https://www.flickr.com/photos/unlimitedrockmagazine/

Otra de estas bandas de la nueva hornada (aunque llevan años este tipo de grupos) de la música alternativa y que se han convertido en verdaderos fenómenos de masas son La Pegatina. Para esta ocasión y otras citas de este año, se han presentado como “La Gran Pegatina”. Qué se puede decir de ellos, son la pura esencia de la fiesta y de la diversión, arrasan en España y en toda Europa. “Mari Carmen” restalló en todo Villarrobledo. Skindred poco a poco se están haciendo un hueco en los corazones de los españoles y es que pegan lo mismo en un Viña que en un Resu y eso son palabras mayores. Dieron su directo típico, aplastante y por algo nunca fallan en los eventos internacionales. Y para cerrar este trío, los italianos Talco. ¿Quién tiene cuerpo para aguantar todo esto joder? Los venecianos montaron la de siempre, un mar de pogos de principio a fin y que son conscientes del cariño que reciben en nuestro país y saben que aquí tienen su casa.

https://www.flickr.com/photos/unlimitedrockmagazine/

Y la fiesta aún estaba lejos de terminar y nuestro cuerpo ya no podía más. La Pulquería liaron una buena con su característico estilo y nos agrada ver que de nuevo van por la ruta correcta de la que no debieron desviarse. Hamlet me generan la misma sensación siempre, no terminan de publicar un disco completamente redondo pero su directo es tan brutal que cualesquiera de los defectos de la banda quedan ocultos, una verdadera máquina de matar. Sin fuerzas pero no por falta de ganas, saltamos como buenamente pudimos con Def Con Dos y The Locos, que locura de jornada, sin lugar a dudas la recordaremos de por vida. Lo mejor de todo que la lluvia quedó como algo casi anecdótico al lado del fiestón que nos pegamos.


Sábado 30 de abril

Y llegaba el último día, dormimos como niños pequeños por el palizón del día anterior, pero cogimos las suficientes fuerzas para afrontar una última jornada bastante completita. Aunque el cansancio se hace más que evidente en los asistentes al Viña Rock 2016, se aprecia en muchas de las caras esa tristeza de que esto se va terminando.

https://www.flickr.com/photos/unlimitedrockmagazine/

In Mute, liderados por una auténtica leona, dejaron a muchos con la boca abierta y aunque es duro el sendero que les toca atravesar, confiamos en que se conviertan en toda una referencia del metal nacional, como poco. Los De Marras como siempre dejan un gran sabor de boca, otros incomprendidos. A.N.I.M.A.L estaban de gira por España y una de sus fechas fue en Villarrobledo. No conocidos por muchos, pero se ganaron a unos cuantos fans españoles.

https://www.flickr.com/photos/unlimitedrockmagazine/

Los valencianos El Último Ke Zierre son otros clásicos y parece que van dejando atrás conciertos agridulces de años atrás por otros bastante dignos y a la altura del nombre de la banda. Con El Reno Renardo no queda otra que verlo tranquilamente y descojonarte sin parar, genios del humor. Con Lendakaris Muertos era el momento de activarse y hacer el salvaje, que bien les ha venido el descanso estos años recientes, los herederos directos de Evaristo reclaman la corona del punk.

Momento de descanso para afrontar la recta final del festival y es que llegaba La Raíz. Al igual que La Pegatina, se han convertido en estos dos últimos años en una de las bandas del momento. Todos los festivales, todos los pueblos y barrios quieren su presencia. No es para menos hacía muchísimo tiempo que no se veía a tantísima gente movilizarse por un grupo de música que está alejado totalmente de los valores que inculca el sistema. Nadie podrá dudar que fueron el momento cumbre del Viña Rock 2016.


Para ir acabando vimos un poquito de La Gossa Sorda y otro poquito de Warcry, estilos diferentes pero que agradecimos y disfrutamos. Y con Narco y Porco Bravo echando ya las últimas energías que no las había, cerramos un Viña Rock con la adrenalina hasta las cejas. Los primeros tienen uno de los mejores directos y los segundos son unos putos locos que mueven hasta a los muertos.

Como conclusión final, este evento demuestra una vez más que va mucho más allá de ser simplemente un festival de música. El cartel puede pecar de repetitivo edición tras edición, pero para las viñarockeras y viñarockeros eso es algo secundario, lo importante es vivir la experiencia completa. Suena a tópico, pero tanto si te gusta la música que hay como si la desconoces, Viña Rock es una vivencia que agradecerás de por vida y que lo más probable es que la termines repitiendo y eso ya te hace entender lo que allí se vive mucho más que parrafadas de palabras comentado lo “bonito y guay” que es aquello. Además, qué se vivirá allí cuando tantos miles de personas acuden al mismo puñetero secarral de la mancha año tras año. Lo mejor de todo, que ya queda menos de un año para la edición de 2017.






Texto: Juster
Fotos: Nacho Criado

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada